www.cuencanews.es
La Junta lanza un mensaje tranquilizador y apela al esfuerzo y la responsabilidad compartida para iniciar un curso escolar seguro
Ampliar

La Junta lanza un mensaje tranquilizador y apela al esfuerzo y la responsabilidad compartida para iniciar un curso escolar seguro

lunes 31 de agosto de 2020, 15:43h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha autorizado el programa temporal para la atención del alumnado con necesidades educativas específicas durante el curso 2020/2021 que comenzará en pocos días. Así lo ha anunciado la consejera de Igualdad y Portavoz, Blanca Fernández, en declaraciones previas a la visita que han realizado esta mañana junto al viceconsejero de Educación, Amador Pastor; el alcalde de Poblete, Luis Alberto Lara; y el delegado provincial de la consejería, José Caro, al Colegio de Educación Infantil y Primaria, ‘La Alameda’ de Poblete (Ciudad Real).

La puesta en marcha de este programa supone el nombramiento de 82 profesionales, 44 fisioterapeutas y 38 técnicos sanitarios entre asistentes técnicos educativos (ATE) y diplomados universitarios en Enfermería (DUE), y supone una inversión de 2,3 millones de euros. La portavoz del Ejecutivo ha señalado que estos recursos personales son uno de los pilares para la correcta escolarización del alumnado que necesita de estos profesionales para recibir una mejor respuesta educativa y estar escolarizado en los centros ordinarios, garantizando así el ejercicio del derecho fundamental a la educación, “ya que la apuesta por la inclusión es una seña de identidad de este Gobierno”, ha aseverado.

Adicionalmente, ha confirmado que, con el objetivo de atender las nuevas necesidades que han surgido, “el Gobierno de Castilla-La Mancha tiene previsto contratar a 72 profesionales a fin de dar una mejor respuesta educativa en centros de educación especial y escuelas infantiles”. En concreto, se van a contratar a 22 auxiliares técnicos educativos (ATE), 10 técnicos de escuelas infantiles, 24 profesionales de personal de limpieza y servicios domésticos y 16 oficiales de mantenimiento en una actuación que acarrea una inversión cercana a un millón de euros.

120 millones de euros extras para garantizar la seguridad

Estas medidas forman parte del conjunto de iniciativas en las que viene trabajando el Gobierno de Castilla-La Mancha desde hace meses y a las que - tal y como anunció el pasado mes de julio el presidente García-Page - se ha destinado una inyección económica extra de 120 millones de euros, “porque no hay nada más importante que la seguridad de nuestras hijas e hijos”, según ha apuntado Blanca Fernández.

Esta cantidad se ha destinado a la contratación de 3.000 docentes y a la realización del Plan de obras de adecuación, las llamadas obras RAM que han supuesto más de 10 millones de euros en 557 actuaciones con las que se están mejorando las condiciones de los centros educativos de cara a la adopción de mayores medidas de seguridad para la prevención de contagios de COVID 19. También ha habido un incremento de ayudas de comedor y libros de texto, a las que se destinará este curso 8 millones de euros y más de 3,5 respectivamente, lo que supone un incremento del 20 por ciento.

Por otro lado, se ha previsto un Plan de refuerzo de gastos de funcionamiento COVID dotado con 4 millones de euros que supone una inyección extraordinaria a los centros educativos para actuaciones que tengan que realizar en relación a la mejora de la higiene y seguridad de los centros educativos. Destaca igualmente el Plan de Digitalización que, con una inversión casi 28 millones de euros, contempla el reparto de 72.000 dispositivos tecnológicos (tablets, portátiles, routers, cámaras, etc).

A ello hay que añadir otras medidas como un importante refuerzo en los protocolos y la coordinación entre las autoridades educativas y sanitarias; la elaboración de una guía con respuestas sobre cómo gestionar un posible caso de COVID y otras cuestiones de la que hoy mismo se va a informar a las familias vía SMS; la puesta en marcha el teléfono 900 122 112 para asesorar en materia de prevención de la enfermedad; las pruebas diagnósticas que se están realizando al personal docente y laboral de todos los centros públicos y concertados o las medidas que afectan a los comedores y el transporte escolar.

Agradecimiento, responsabilidad y tranquilidad

La implementación de todas estas medidas ha sido posible gracias a la colaboración del conjunto de la comunidad educativa de Castilla-La Mancha a la que Blanca Fernández ha querido transmitir el agradecimiento de todo el Gobierno. “Cuando se dice que el curso escolar no se ha preparado, no se tiene cuenta la inmensa labor que se está realizando desde hace meses por parte de la comunidad educativa, AMPAS, ayuntamientos, docentes y resto de plantilla y fundamentalmente equipos directivos a los que hoy quiero hacer un reconocimiento expreso en nombre del Gobierno de Castilla-La Mancha porque han trabajado mucho a lo largo de toda la pandemia con la formación online y con la adecuación, ya desde junio, de los centros escolares para este arranque del curso escolar 2020/2021”, ha manifestado la consejera.

También ha lanzado un mensaje de tranquilidad a las familias y al conjunto de la comunidad educativa, y ha apelado a la responsabilidad individual y colectiva para iniciar el curso con normalidad.

“Como madre y como miembro del Consejo de Gobierno no hay nada más importante que la educación de nuestros hijos e hijas y precisamente por eso apostamos por la educación presencial. La formación telemática está muy bien para un momento excepcional, pero la educación presencial es irrenunciable porque garantiza la calidad, equidad y la igualdad de oportunidades”, ha concluido Fernández.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios